como cocer la pastas in agua

Cómo cocer la pasta sin agua

Seguro que has oído que cocer los alimentos con agua es un método poco recomendable porque pierden una gran cantidad de nutrientes. Y esta afirmación es totalmente cierta. Sobre todo, se recomienda evitar hervir los vegetales porque, durante la cocción, pueden terminar perdiendo gran parte de su aporte nutritivo. Por este motivo, cada vez está más de moda cocinar al vapor, una técnica perfecta para mantener los nutrientes al máximo.

En Mami Recetas queremos descubrirte cómo cocer la pasta sin agua, un método que te ayudará a conseguir un plato más nutritivo y delicioso. A continuación te daremos los trucos que tienes que conocer para, así, aprender a cocinar nuevas recetas que sorprenderán a toda tu familia.

Consejos para cocer la pasta sin agua

Para poder aprender cómo cocer la pasta sin agua tienes que saber que el truco está en el método de cocción. En este caso, en lugar de seguir la receta tradicional italiana en la que la pasta se hierve, innovaremos para cocerla al horno y, así, evitar el uso de agua.

Con este método, no solo conseguimos salvaguardar mejor su aporte nutritivo, sino también conseguimos un plato más gustoso y sabroso. Ten en cuenta que, al cocinar la receta al horno, de forma lenta y conjunta, conseguirás que los sabores se integren de forma más óptima logrando un resultado impecable y explosivo.

Pasos para cocer la pasta sin agua

Pero, claro está, cocinar la pasta sin agua es un proceso mucho más lento que hacerlo de la forma tradicional. Por ello, es un método poco conocido ya que no resulta igual de práctico. Sin embargo, el resultado de esta técnica es sorprendente y delicioso así que merece la pena descubrirlo.


  1. Elige la pasta que quieres cocinar: lo primero que tenemos que hacer es escoger el tipo de pasta que querremos cocinar al horno. Tienes que saber que cualquiera de ellas puede ser una buena elección (desde macarrones a pasta rellena).
  2. Remoja la pasta: una vez ya has hecho la elección, el siguiente paso es remojar ligeramente la pasta. De esta manera, conseguimos ese extra de hidratación necesario para que el sabor quede tierno y delicioso. Recuerda que este es el método que también seguimos cuando preparamos otros platos italianos al horno como, por ejemplo, la lasaña. Deberemos meter la pasta en agua caliente con sal y dejarla en remojo unos 30 minutos.
  3. Elige la salsa de tu receta: para poder cocinar la pasta en el horno es importante escoger la salsa que acompañará tu plato. Hay muchas variedades que puedes incluir como, por ejemplo, salsa carbonara, boloñesa, salsa de verduras, etcétera.
  4. Añade más ingredientes a tu receta: si quieres que tu plato sea más consistente, también puedes agregar otros ingredientes que se cocinarán perfectamente al horno. Por ejemplo, puedes poner trocitos de salchichas mezclados con la pasta, también puedes optar por añadir trozos de zanahoria o pimientos, así como gambas peladas. ¡Lo que tú prefieras!
  5. Cocinar la pasta al horno: una vez tengas la receta preparada, deberás verter la pasta escurrida (sin agua) en una bandeja. Luego, agrega la salsa y los ingredientes seleccionados y mézclalo para que el plato quede delicioso. Puedes engrasar la bandeja del horno con un poco de aceite de oliva para que la receta no se quede pegada al fondo. Mete la bandeja en el horno a 200 grados y deja que se cocine durante unos 30 minutos aproximadamente.

Tienes que saber que el tiempo exacto de cocción variará dependiendo del tipo de pasta seleccionada, así como de tu horno. Lo mejor es que a partir de los 20 minutos vayas comprobando la evolución de tu receta y decidas sobre la marcha cuántos minutos le pueden quedar.

Si te gusta el queso, como toque final es recomendable espolvorear un poco de queso rallado y poner la función de gratinado del horno. Créenos: ¡el resultado será impresionante!

Compartir este artículo