diferencias entre magdalenas muffins cupcakes

¿Cuál es la diferencia entre magdalenas, muffins y cupcakes?

Seguro que has tenido la oportunidad de degustar algunos o todos los manjares de repostería que te traemos. Son los más consumidos en meriendas y desayunos, especialmente en los cumpleaños de los más pequeños. En efecto, se trata de las jugosas magdalenas, muffins y cupcakes que tanto gustan y que vuelven loco a más de uno, sea la edad que se tenga.

Las magdalenas, los cupcakes y los muffins son delicias de repostería que a menudo se confunden entre sí. Al contrario de lo que se pueda llegar a creer, los tres términos no significan el mismo tipo de dulce (aunque a veces también pueden ser salados). De hecho, es verdad que hay similitudes entre ellos, pero también existen características que los diferencian.

Es cierto que tanto las magdalenas, como los cupcakes y los muffins se elaboran con harina, mantequilla o aceite, huevos, levadura y azúcar. Sin embargo, es preciso conocer las diferencias fundamentales para saber reconocer de qué se trata en cada caso.

¿Qué diferencias hay entre las magdalenas, los muffins y los cupcakes?

Descubre las principales características que más diferencian a los muffins, las magdalenas y los cupcakes. ¡Aprende a distinguirlos con más facilidad!

  • Para la elaboración de los muffins y en especial de los cupcakes, se utiliza mantequilla. Por contra, para preparar magdalenas se suele usar aceite.
  • Las magdalenas acostumbran a ser más esponjosas que los muffins y cupcakes, además de poseer burbujitas. Esto se debe a que se baten más.
  • Los muffins son más planos que las magdalenas, pues éstas últimas llevan copete. Asimismo, los muffins pueden ser tanto dulces como salados, en cambio las magdalenas y cupcakes siempre son dulces.


  • Popularmente los muffins y las magdalenas no se acostumbran a adornar, al contrario de los cupcakes que siempre llevan algún que otro adorno por encima.

Conoce un poco de que se trata cada delicia y así saber diferenciarlas a simple vista, no necesitarás más que un poco de ingenio para apreciarlo por su aspecto y recordar las diferencias en su presentación, así como de su textura. Te desvelamos las características principales de las magdalenas, los muffins y los cupcakes, a continuación.

Las magdalenas

En un principio, las magdalenas tenían forma de concha, pero al pasar de los años se ha adquirido la manera de elaborarlas con papel rizado, al igual que los cupcakes o muffins. Estamos hablando de un dulce proveniente de Francia, que se extendió por doquier llegando hasta España. Su característica principal es su sabor y textura, muy similar al de un bizcocho.

Los muffins

Los muffins empezaron siendo un desayuno inglés, pues como ya citamos con anterioridad, éstos pueden ser tanto dulces como salados. En los muffins dulces se suelen añadir frutas, sin embargo, en los muffins salados se acostumbran a incorporar otro tipo de alimentos, como por ejemplo los huevos y el bacon. Una característica que lo diferencia del resto es que para su preparación se debe batir lo mínimo posible, para que no se le incorporen burbujas.

Los cupcakes

A pesar de lo que se pueda llegar a creer, originalmente los cupcakes son pastelitos individuales de origen estadounidense, que se presentan en el mismo papel rizado que los muffins y magdalenas. Los cupcakes se diferencian del resto por ser de una elaboración muy parecida a las tartas, las cuales se les puede incluir glaseados, fondant, decoraciones de todo tipo, hasta cremas pasteleras. Suelen ser muy populares en las fiestas infantiles o en los cumpleaños. Se trata de una moda importada de Estados Unidos que se ha extendido por España rápidamente.

¿Te atreverías a preparar estos 3 productos alimenticios de repostería en casa?

Compartir este artículo